Diácono y Mártir

Ningún Santo, después de San Pedro y San Pablo, fué celebrado en Roma con mayor entusiasmo que el español San Lorenzo, el tercer protector de la Ciudad Eterna.

Su iglesia es una de las cinco basílicas patriarcales. Su nombre se lee en la primera lista del Canon. Su glorioso martirio fué celebrado con arrebatada inspiración por el príncipe de los poetas cristianos, el español Prudencio.

España celebra a sus padres, los Santos Orencio y Paciencia, que le dieron el ser en Huesca. En el Siglo de Oro españa honró su memoria dedicándole el magnífico monasterio de El Escorial, construído en forma de inmensa parrilla, para recordar el terrible instrumento de su martirio.

España tambien llevó al Nuevo Mundo la gloria de San Lorenzo, dando su nombre a ciudades, golfos y ríos al nuevo continente.

La cristiandad lo recuerda al mirar al cielo en estas noches de agosto, por la lluvia de estrellas, que se lllaman lágrimas de San Lorenzo.

V: San Lorenzo.
R: Orad por nosotros.

Subscribete a Nuestro Canal en Odysee:
vcrey.com/vivacristorey-odysee

Ve nuestro catálogo de libros y audio libros católicos:
https://vivacristorey.org/catalogo/