Obispo y Martir.

A.D. 130 A.D. 202

San Ireneo, (también conocido como, Ireneo de Lyon), fue discípulo de San Policarpo quien fue a su vez discípulo del Apóstol San Juan.

Tomo posesion de la sede episcopal de Lyon en el año A.D. 189, este Santo Obispo es reconocido por sus obras contra la falsa religion de los gnósticos que sostenían que Jesús no era Dios y hombre verdadero.

Para atacar esas herejías, el Santo Obispo declaró que la Santísima Virgen María reparó la desobediencia de Eva, con lo que Nuestro Señor Jesucristo obtuvo la naturaleza humana para redimirla y al mismo tiempo mantuvo la santidad de Dios.

Es tradición católica que el Santo Obispo Ireneo murió martirizado.

V: San Ireneo.
R: Orad por nosotros.


Frase de San Ireneo

“La obligación del cristiano no es más que la de estar en constante preparación para la muerte”.

Ve nuestro catálogo de libros y audio libros católicos:
https://vivacristorey.org/catalogo/