1Si, cuando entre algunos hubiera pleito y, llegado el juicio, absolviendo los jueces al justo y condenando al reo, 2fuere el delincuente condenado a la pena de azotes, el juez le hará echarse en tierra y le hará azotar conforme a su delito, llevando cuenta de los azotes; 3pero no le hará dar más de cuarenta, no sea que, pasando mucho de este número, quede tu hermano afrentado ante ti.

4¡No pongas bozal al buey que trilla!

Ley del levirato

5Cuando dos hermanos habitan uno junto al otro y uno de los dos muere sin dejar hijos, la mujer del muerto no se casará fuera con un extraño; su cuñado irá a ella y la tomará por mujer, 6y el primogénito que de ella tenga llevará el nombre del hermano muerto, para que su nombre no desaparezca de Israel. 7Si el hermano se negase a tomar por mujer a su cuñada, subirá ésta a la puerta, a los ancianos, y les dirá: <<Mi cuñado se niega a suscitar en Israel el nombre de su hermano; no quiere cumplir su obligación de cuñado tomándome por mujer>>. 8Los ancianos de la ciudad le harán venir y le hablarán. Si persiste en la negativa y dice: <<No me agrada tomarla por mujer>>, 9su cuñada se acercará a él en presencia de los ancianos, le quitará del pie un zapato y le escupirá en la cara, diciendo: <<Esto se hace con el hombre que no sostiene la casa de su hermano>>. 10Y su casa será llamada en Israel la casa del descalzado.

Honestidad

11Si mientras riñen dos hombres, uno con otro, la mujer del uno, interviniendo para librar a su marido de las manos del que le golpea, agarrara a éste por las partes vergonzosas, 12le cortarás las manos sin piedad.

13No tendrás en tu bolso pesa grande y pesa chica.

14No tendrás en tu casa dos efás, uno grande y otro chico. 15Tendrás pesas cabales y justas, y efás cabales y justos, para que se alarguen tus días sobre la tierra que Yavé, tu Dios, te da. 16Porque es abominación para Yavé, tu Dios, quien eso hace, cometiendo una iniquidad.

17Acuérdate de lo que te hizo Amalec en el camino, a la salida de Egipto; 18cómo sin temor de Dios, te asaltó en el camino y cayó sobre los rezagados que venían detrás de ti cuando ibas tú cansado y fatigado. 19Cuando Yavé, tu Dios, te dé el reposo, librándote de todos tus enemigos en derredor, en la tierra que Él te da en heredad, para que la poseas, extinguirás la memoria de Amalec debajo del cielo; no lo olvides.


Para avanzar en su reforma espiritual, considere amablemente las meditaciones profundas y las lecciones piadosas del libro:

TITULO: San Alfonso Maria de Ligorio sobre la Paciencia e Imitacion de Cristo. Con Sabiduria Biblica de los Evangelios, Salmos, Proverbios, Eclesiástico + citas de San Francisco de Asís, y muchos más.
AUTOR: San Alfonso Maria de Ligorio
EDITOR: Pablo Claret

Consíguelo en formato LIBRO:
vcrey.com/paciencia-libro

Consíguelo en formato AUDIOLIBRO en Google Play:

vcrey.com/paciencia-audio

Consíguelo en formato AUDIOLIBRO en Apple Books:

vcrey.com/paciencia-audio-apple

Ve nuestro catálogo de libros y audio libros católicos:
https://vivacristorey.org/catalogo/